fbpx
AG Noticias
Nacionales

Cristina Fernández fue sobreseída de una causa de los cuadernos

Se trata de una causa derivada del caso de los cuadernos. Se investiga el supuesto pago de sobornos por parte de empresas de transporte.

El juez federal Marcelo Martínez De Giorgi sobreseyó a Cristina Fernández de Kirchner, exfuncionarios de su gobierno y a empresarios del rubro del transporte. Es en una causa vinculada al caso cuadernos de las coimas en la que se investigaron subsidios entregados a las empresas de colectivos.

La vicepresidenta había sido procesada en este caso por el fallecido juez Claudio Bonadio. Pero la Cámara Federal revocó esa medida en junio del año pasado. Por eso Martínez De Giorgi, que subroga el juzgado de Bonadio, debió volver a pronunciarse.

Bonadio había procesado a Cristina Kirchner y a exfuncionarios de su gobierno como Ricardo Jaime, Julio De Vido y Juan Pablo Schiavi. La razón era por «considerarlos responsables del delito de cohecho pasivo en veinticuatro ocasiones o, bien, de una defraudación contra la administración pública en calidad de coautores».

En principio, se les imputó por:

«Haber participado en una defraudación en perjuicio de las arcas del Estado Nacional que se extendió entre julio de 2003 hasta marzo de 2014, por aproximadamente 609.326.186 pesos».

Este martes, el juez la desvinculó del caso por entender que no hay elementos para mantenerla imputada en el expediente.

Martínez De Giorgi concluyó que:

«Los sistemas de distribución de los subsidios eran extremadamente complejos y es imposible realizar en la actualidad, dado el tiempo transcurrido y la carencia de datos certeros -en los términos a los que hiciera referencia el Superior en su intervención-, un amplio estudio pericial que contribuya a esclarecer los hechos imputados en autos».

El fiscal Carlos Stornelli podría apelar la resolución.

Fuente: Cba24N

Advertisement

Comentar con Facebook

AGnoticias no se hace responsable ni partícipe de las opiniones vertidas por los usuarios de esta sección. Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.