fbpx
AG Noticias
Locales

G20 Argentina: avances y retrocesos

Según balances, se invirtieron $3.000 millones para el G20

Finalizó una nueva instancia de la Cumbre del G20. El gobierno nacional logró su cometido: Primero demostrar que la Argentina era capaz de organizar un evento de esa magnitud y de garantizar la seguridad de todos los mandatarios asistentes, y en segundo lugar, lograr que las naciones se hayan puesto de acuerdo en un documento final, logrando así el consenso internacional.

El escenario mundial fue variando con el paso de los años y hoy ya no se puede decir que permanece estático. De hecho, nunca lo fue. Pero estamos en el contexto de una fuerte guerra comercial entre las primeras potencias del mundo: Estados Unidos y China. Esto afecta directamente a la República Argentina.

El momento de “apertura al mundo” que se planteó el presidente Macri al asumir su mandato no fue el acertado. Al poco tiempo de tomar este rumbo, el proteccionismo económico de Estados Unidos se acrecentó con la asunción de Donald Trump al poder.

Argentina quedó en la encrucijada de tener que buscar necesariamente nuevos mercados mundiales para poder exportar e introducir sus mercancías, justo en el momento en que el gigante capitalista se cierra y elige el proteccionismo de su industria.  En este escenario y con este G20, Macri se vio ante la necesidad de generar más acuerdos comerciales para poder cerrar el déficit comercial que está viviendo la Argentina hace varios años.

Se redactó y firmó un documento final de 6 páginas con 31 puntos. No hay que minimizar esto. Que las principales economías del mundo se pongan de acuerdo en una misma idea, no es poco menor. Generalmente en cualquier Cumbre o Asamblea no se llega a un consenso y es casi imposible que las naciones firmen en común acuerdo. Por eso siempre los lineamientos y los puntos, suelen se muy laxos y poco comprometedores para que ningún país sienta que los puntos generales van en contra de sus intereses.

Pero sí hay algo para destacar en lo que se firmó. Se logró consenso en mucho pero no con lo que respecta al Cambio Climático. En el punto 20 del documento se afirma que los signatarios del Acuerdo de París, reafirman que el pacto es irreversible y  que se comprometen a su plena aplicación. Pero en el punto 21 del texto dice: “Estados Unidos reitera su decisión de retirarse del Acuerdo de París y afirma su fuerte compromiso con el crecimiento económico y el acceso y la seguridad de la energía, utilizando todas las fuentes de energía y tecnologías, mientras protege el medio ambiente”.

Y acá es donde se ve el mayor problema  digno de preocuparse. Trump y su gabinete siguen desconociendo la problemática como tema central a discutir por la comunidad internacional. Sigue EEUU sin comprometerse sustancialmente en la temática; esto se manifestó concretamente con su retirada del Acuerdo de París (COP21). Quizás el avance más grande que se había logrado en la historia de la humanidad sobre esta problemática.

Si al Cambio Climático no se lo pone en agenda y no se sigue trabajando en estrategias de mitigación y adaptación hacia el calentamiento global; no hay futuro próximo del que podamos pensar.

Por Felipe Aliaga

Comentar con Facebook

AGnoticias no se hace responsable ni partícipe de las opiniones vertidas por los usuarios de esta sección. Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.