AG Noticias
Locales

¿Era necesario? «Mudaron» un histórico buzón de la ciudad y lo llevaron a una plaza

¿Era necesario? "Mudaron" un histórico buzón de la ciudad y lo llevaron a una plaza

Uno se pregunta, ¿era necesario mudar el buzón que desde siempre estuvo emplazado en una tradicional esquina, para llevarlo a una plaza?

Los buzones (especie definitivamente extinta, que el «progreso» dejó sin uso) forman parte de la historia y las historias de un barrio y de una ciudad. ¿Quién no recuerda, por ejemplo, el cilíndrico buzón rojo de la esquina de Mansilla y Franchini, en barrio Gallego?. Solo por dar un ejemplo.

En el caso del que hablamos, se trata de otro tipo de buzones. De aquellos cuadrados que se instalaron en infinidad de esquinas del país y que durante décadas fue punto de concentración para las cartas que escribían los vecinos. Y de los propios vecinos, por qué no. Un verdadero símbolo de época que bueno sería que fuera respetado como patrimonio ciudadano.

Pero se ve que alguien pensó que da lo mismo que un buzón esté ubicado en cualquier lado, y no tuvo mejor idea que «mudarlo» de su emplazamiento histórico. Así, el tradicional buzón de 3 de febrero y Corrientes, de pronto apareció en medio de la plaza de barrio 25 de Mayo, la que está ubicada junto a la usina de EPEC.

En esta esquina estuvo siempre el buzón. ¿Para qué se lo trasladó?

¿Motivos? Vaya uno a saberlo. Pero allí, está, sobre un desproporcionado pedestal y como si esto fuera poco, pintado de un rojo que nunca tuvo. Porque señores, este tipo de buzones era color amarillo. O sea, además evidenciaron su supina ignorancia respecto del tema. Si lo que quisieron era preservar el patrimonio (ponele), al menos debieran conocer algo de la historia que pretenden preservar.

Y junto al buzón, nada. Absolutamente nada que lo referencie. Que le cuente a las generaciones que nunca lo utilizaron de qué se trataba, para qué servía y -fundamentalmente- donde tuvo su ubicación original. Aclaración: en el lugar donde fue emplazado ahora, nunca hubo un buzón. Ni siquiera eso, que justificara la mudanza a modo de simbolizar algo.

Ahí, está, solito mi vida en plena plaza. Colorado de vergüenza ajena…

laporta