fbpx
AG Noticias
Actualidad

Preparativos de un «autoshow» en un restaurante de Falda del Carmen

Preparativos de un "autoshow" en un restaurante de Falda del Carmen

El empresario Guillermo Omega ultima detalles de lo que será un autoshow en el predio contiguo a Gran Vadori, en Falda del Carmen.

Desde el año pasado, Guillermo Omega había comenzado a organizar actividades en el predio de 6.5000 m2 que se encuentra junto a su restaurante Gran Vadori

Este año, a causa de la pandemia, mantiene cerrado su restaurante desde el 19 de marzo y Omega decidió emprender con un nuevo proyecto: un autoshow.

El predio contará con capacidad para 100 vehículos, tendrá un escenario y una mega pantalla y baños. Los asistententes podrán pedir la comida a través de su celular y la recibirán en su vehículo. Solo necesitarán bajar del vehículo para ir a los sanitarios. 

Sobre 6.500 m2 montará una mega pantalla y escenario para, por ahora, un centenar de vehículos. El restaurante adaptará su gastronomía para consumir dentro del auto.

Gran Vadori va a seguir abierto en la medida que se pueda. Pero además vamos a adaptar nuestra gastronomía para consumir en el auto”; anticipó el empresario al medio InfoNegocios.

No van a caer en la comida rápida sino que “van a ir más allá”. Sus tradicionales empanadas, sandwiches de bondiola braseada y hasta cazuelas serán algunos de los platos que los asistentes podrán disfrutar desde el interior de su vehículo. 

La gastronomía se complementará con proyecciones de películas o shows musicales en vivo y otras expresiones artísticas como el stand up. “Hemos hablado con algunos productores de artistas y a la mayoría le cayó bien la idea”, señaló el empresario cordobés. 

Omega presentó el proyecto ante Rubén Liendo, el jefe comunal de Falda del Carmen; quien junto al coordinador del COE regional, Pablo Ortiz lo elevó al COE central.

Fuente: InfoNegocios

Comentar con Facebook

AGnoticias no se hace responsable ni partícipe de las opiniones vertidas por los usuarios de esta sección. Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.